Vicentin: otra bomba, que aún se puede desactivar

El juez fijó en pesos a la mayoría de las deudas con proveedores, y en dólares las acreencias de entidades bancarias.

Publicación anterior
Siguiente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *